Ifm  Noticias

¿Por qué es importante cuidar a EPM?

Por: Veeduría Todos por Medellín

Algunos la bautizaron como La joya de la corona. Otros, como la caja menor del Municipio. Lo cierto es que uno de cada cuatro pesos que ingresarán este año para el presupuesto de Medellín proviene de Empresas Públicas de Medellín.

Hablemos de cifras. Medellín tiene para este 2020, con las modificaciones y las adiciones del caso, 6,2 billones de pesos para suplir sus gastos, honrar sus deudas y potenciar sus inversiones. De ese total del presupuesto ($6,2 billones), cerca de $1,5 billones, el 24,1 %, corresponden a las transferencias que el Grupo EPM le hace al Municipio.

Ese dinero girado se destina a inversión social en sectores trascendentales para los 2,5 millones de medellinenses como educación, transporte, recreación y deporte, desarrollo comunitario, vivienda y salud.

Si los aterrizamos a programas, podemos ver que, de acuerdo con información de la Secretaría de Hacienda de Medellín, durante el cuatrienio pasado (2016-2019) más de $302.000 millones que giró EPM fueron a dar a las arcas de Buen Comienzo, el programa bandera en atención a primera infancia.

Otros programas claves como el Apoyo y financiación a la educación escolar (créditos condonables, becas y apoyos vía Sapiencia) y Medellín Solidaria recibieron $286.000 millones y $61.000 millones, respectivamente.

Para el Mínimo Vital de Agua Potable, del que se beneficiaron 65.000 hogares, se destinaron en los últimos cuatro años $50.406 millones. De acuerdo con el informe de Sostenibilidad más reciente, en 2019 se conectaron 18.323 hogares con el servicio de acueducto y/o alcantarillado en sectores periféricos de la capital antioqueña como La Honda, La Cruz, Versalles II, Esfuerzos de Paz 1, Esfuerzos de Paz 2, La Luz del Mundo y Altavista, Santo Domingo Savio (La Torre), Nuevos Conquistadores, entre otros.

Cifras que se respaldan en la satisfacción de los usuarios en Medellín con los servicios públicos básicos que presta EPM. Ejemplo de ello es que en la Encuesta de Percepción Ciudadana de 2019, de Medellín Cómo Vamos, todos los indicadores al respecto mejoraron y el 95 % de los encuestados se declaró satisfecho con el servicio de gas domiciliario, 94 % con el de agua y 93 % con el de energía eléctrica.

Aseo y recolección de basuras, otro aspecto clave en un centro urbano donde coinciden más de 2,5 millones de personas, también mejoró sus números y alcanzó un 88 % de satisfacción de los usuarios.

Más contexto

La cifra proyectada por EPM para este 2020, además, es mayor en $200.000 millones a las transferencias realizadas en el año 2019 y corresponde al 55% de la utilidad neta de la empresa pública. Una cifra clave si se tiene en cuenta el contexto financiero complejo que ha traído consigo la pandemia.

Otra cifra ayuda a dimensionar la importancia de EPM para la capital antioqueña. De acuerdo con el balance de EPM presentado en marzo pasado, en los últimos tres cuatrienios (desde el 2008 hasta el 2019), las transferencias de EPM por las utilidades al Municipio sumaron $10,9 billones. Una cifra que permitiría construir once infraestructuras de la envergadura del Túnel de Oriente o tres proyectos como el del Metro de la 80.

Opiniones

Nicolás Posada López, director del Comité Intergremial de Antioquia, destacó que el trabajo entre empresarios y EPM ha sido clave para cambiar la realidad económica y social del departamento:

“Gracias a esta empresa, insignia en Colombia, se ha logrado transformar nuestro territorio convirtiéndolo en uno de los más competitivos del país en servicios como energía eléctrica, gas por red, acueducto y alcantarillado. EPM es una de las pocas, tal vez la única empresa pública, que gracias a su manejo estratégico alejado de intereses políticos y económicos ha producido utilidades tan importantes que permiten ser transferidas a la Alcaldía de Medellín. Esos recursos impulsan una serie de programas para el beneficio de la ciudad y de toda la ciudadanía. Gracias a estas transferencias, Medellín ha conseguido hacer una serie de inversiones que ha permitido avanzar y cambiar su realidad alejándose de la épocas oscuras del narcotráfico y la violencia”, explicó.

La junta directiva de la Corporación Región, por su parte, consideró que EPM es estratégica para la ciudad por varias razones:

“Lo primero es que la prestación de servicios domiciliarios está directamente relacionado con la calidad de vida de la población. Siendo cierto que hay algunos retos específicos que deben ser tenidos en cuenta, la cobertura, que se acerca al 100%, con la calidad que ha sido reconocida y muchas veces evaluada, es un logro que marca diferencias notables con otras ciudades e incide directamente en las condiciones de vida de las y los ciudadanos”, explicaron.

Además añadieron que haber mantenido la empresa como pública ha sido una demostración de que desde lo estatal, pueden hacerse cosas bien hechas:

“Esa idea que se generalizó en un tiempo sobre que lo estatal era necesariamente corrupto e ineficiente se ve desmentida con la historia de EPM y eso es lo que debemos cuidar. EPM ha sido una empresa altamente rentable, no solo social, sino financieramente. Después de prestar buenos servicios, después de pagar una enorme cantidad de impuestos al Estado central, de generar una dinámica económica en los territorios en donde se asienta, produce unos rendimientos que, transferidos a muchos municipios y, especialmente a Medellín, se convierten en programas de todo orden para el desarrollo territorial de esas entidades”.

Desde Región, resaltan en ese rubro estrategias como los colegios de calidad en zonas de bajos ingresos económicos de la ciudad y las Unidades de Vida Articulada, UVA, que llevaron espacio público a algunas de las zonas donde EPM tenía tanques de agua.

“Finalmente, consideramos que EPM es una herramienta por excelencia para impactar positivamente el entorno territorial cercano, bajo una concepción según la cual por responsabilidad, pero incluso también por conveniencia, a Medellín le interesa un desarrollo armónico de las regiones que la rodean. EPM es una herramienta para ello, en la medida en que, siendo pública, puede entender con facilidad que le interesa no solo la rentabilidad económica o financiera, sino también la rentabilidad social y ambiental”.

Comparte este contenido: