Ifm  Noticias

(ESPECIAL) ¿Por qué miente Daniel Quintero? – segunda parte- Listado de algunas mentiras

En la pasada entrega, presentamos las explicaciones dadas desde la psicología y desde la percepción de importantes personajes, analistas y políticos de la ciudad, sobre por qué miente Daniel Quintero. Pero es que aparte de las opiniones, la evidencia es clara y son muchas las mentiras que en solo nueve meses ha dicho y pasa sobre ellas como si no tuvieran consecuencias. Su mitomanía compulsiva no parece afectarle y se explica desde el síndrome de la distorsión de la realidad. Ahora, los hechos son otra cosa y quisimos documentar algunos de los casos de mentiras más sonados y recordados, al punto de muchas de estas mentiras, ya le sacan ya los videos que se hacen virales con muchas de las mentiras que manipula. Aquí les presentamos unas cuantas sin orden cronológico.

TE PUEDE INTERESAR: (ESPECIAL) ¿Por qué miente Daniel Quintero? -primera parte- explicaciones varias

  • Para salirse de las críticas por la fiestesita de cumpleaños que realizó en su casa, salió diciendo que “fiesta que veo la sapeo y le cortó la luz y el agua”. Lo desmintió el personero municipal quien le dijo que no podía cortar los servicios públicos.
  •  “En Medellín y su Área Metropolitana estimamos que se podrían contagiar entre 2 y 3 millones de personas por Covid19”  lo dijo cuando apenas se llevaban 195 personas contagiadas. Lo recuerda Nicodemo en el Reverbero de Juan Paz
  • Con el inicio de la crisis de EPM al momento de anunciar la demanda por 9,9 billones de pesos, hizo creer que la Junta Directiva estaba de acuerdo y apoyaba la decisión. Luego se conoció que no era cierto y terminó con la renuncia de la Junta y la crisis que todavía se tiene.
  • El caso de los médicos Cubanos. Mintió a los gremios médicos con quienes habló y no les contó pero apareció en medios diciendo que los había informado
  • Daniel Quintero celebraba que un juez, supuestamente, le había dado la razón sobre la legalidad de la plataforma MedellínMeCuida. Pero en redes sociales demostraron que era más un acto desesperado del Alcalde de Medellín que una realidad. La tutela pedía transparencia en el manejo de los datos personales de cada ciudadano y la correcta utilización de ellos. Esto lo recuerda el portal Ruta N Noticias de Carlos Mario Giraldo.
  • Cuando nace la veeduría de Todos por Medellín, dijo que está estaba movida y patrocinada por el Centro Democrático. En esa mentira, todavía se sostiene, aun cuando ya se conocen quiénes la integran sin que haya alguien de ese partido.
  • Cuando fue acusado por varias mujeres de acoso sexual, el alcalde lo negó y su reacción fue mandar a comprar espacios en los medios para que le hicieran entrevistas en las que destacaran su vida de padre ejemplar.
  • Cuando le explotó el tema de la compra de medios, salió desmintiendo la orden y echó al agua a sus funcionarios, diciendo que a lo mejor lo habrían hecho de buena fe por ayudarle pero que no había sido él.
  • Cuando se dio la renuncia de la Junta Directiva de Ruta N, mintió al aire en una radio, diciendo que ya el gerente de la entidad había renunciado y dio el nombre del nuevo director. Esto sorprendió no solo a la junta sino al gerente que todavía estaba porque nada de eso era cierto. Terminó con la renuncia de la Junta.
  • Cuando actuó de espaldas a la Junta Directiva, se justificó diciendo que “para hacer lo correcto no hay que pedir permiso”, una gran mentira, porque el pacto del acuerdo del Gobierno Corporativo, claramente especificaba los procedimientos para situaciones como esas y él las vulneró. Justo por esa mentira, que en realidad fue la violación al gobierno corporativo es que renuncia la Junta.
  • Cuando cerró los locales de los comerciantes de la plaza minorista a quienes después de cerrarles sus negocios les anunció que “solo se reabrirá cuando respeten la ley”. Sin embargo, a tres cuadras de ahí permitió un comedor en la calle sin ninguna norma de bioseguridad, como lo recuerda Nicodemo en el Reverbero de Juan Paz.
  • Con el Covid-19 anunció que haría de la Clínica Saludcoop de la 80 el más grande centro de UCI´s, fijó una fecha que no cumplió, evitó que los medios de comunicación tuvieran acceso, ordenó a su equipo de prensa manipular la información y a los días dijo que era que habían cambiado mejor la estrategia por un centro de atención prioritaria.
  • Con los recientes casos del famoso informe “revelación” de HidriItuango, realizado por las reaseguradoras, dijo que el documento estuvo escondido desde la pasada administración y que la Junta, el Alcalde y el gerente de la época lo conocían. Fue desmentido por todos y cada uno de los que mencionó, se descubrió que el documento “apareció” en el escritorio del vicepresidente Jurídico de EPM, sin sellos de radicado. A esto, cambió la versión y dijo que era que lo habían engabetado porque no querían que se conociera, hasta que la Presidente de SURA, explicó que ese documento no se le había presentado a ninguno y solo lo tenía Mapfre quien tampoco lo entregó. Finalmente se conoció que ese documento fue buscado por esta administración en Londres. Pero con esta mentira, le tocó ir a la Fiscalía a sustentar la versión y a entregar la copia de un informe que jamás fue radicado ni entregado y del que se refiere con suposiciones como que “es imposible que no supieran”.
  • Con el tema de los seguimientos y perfilamientos de un grupo de ciudadanos, defensores de derechos humanos, líderes sociales, empresariales y medios de comunicación, hizo creer que perfilar y categorizar a las personas con apelativos de “alerta”, “para hacer seguimiento”, “Cibermilitantes” y demás, solo era un “monitoreo de redes”.
  • Con el tema de la medida 3×4, una de las genialidades más absurdas, como si el virus descansara en esos días, encerró a los paisas con el resultado de un incremento  de contagios en un 134% y en Antioquia el 123% mientras ciudades como Barranquilla solo aumentaron el 20% en el mismo período.
  • Con el tema de los protocolos de los restauranteros y gremios de la gastronomía, les dijo que los protocolos habían sido enviados a Bogotá para aprobación y dos meses después con esa versión, se descubrió por parte de los mismos gremios que se pusieron en contacto con el Minsiterio, que Quintero nunca había radicado los protocolos y los mantenía guardados en su escritorio.
  • Cuando el tema de EPM y le renunció la Junta por haber violado el Gobierno Corporativo, dijo que es que la junta que renunciaba sólo defendía y representaba al GEA. Los mismos empresarios desmontaron su acusación falsa.
  • Cuando en el reciente debate por el documento de las reaseguradoras fue preguntado en la W Radio por la confianza en la Junta, aceptó que no había tanta confianza porque personas como Andrés Bernal era de Sura en la posición de Vicepresidente de Seguros y que era la muestra que el GEA estaba en la Junta. Fue la presidenta del Grupo quien lo desmintió explicando que Bernal había estado en la junta en su condición de persona natural, que hace 3 años había dejado el grupo Sura en donde fue Vicepresidente Financiero de una de las empresas que nada tiene que ver con seguros y que no representaba no solo porque no trabajaba allí sino porque en las juntas no se representan empresas.
  • Cuando sale en medios nacionales, uno de los temas de su retórica es decir que es un hombre salido de las condiciones más pobres de la ciudad y menciona al conjunto de edificios llamdo Tricentenario. Quien lo escucha y lo ve en cualquier parte del país, cree que es uno barrio de ladera con casas de tejas de zinc y estructuras de madera. En su tono hace creer que salió de la nada y con ello llegó a Harvard. Quienes vivimos en Medellín, sabemos que Tricentenario es un barrio de clase media trabajadora donde muchas personas hacen se dedican a sacar a sus familias adelante; pero no es el barrio que pretende mostrar.
  • Cuando en el mismo debate denunció que le los empresarios le habían mandado una carta imponiendo una junta directiva y que ellos elegirían gerente de EPM, se le cayó la mentira cuando la misma carta y en el contexto que fue presentada, solo le hacía una propuesta de conformación de una junta democrática que fuera integrada por academia, gremios, sociedad civil y se cumpliera con los parámetros de la ley.
  • Cuando Quintero ganó la alcaldía, dijo y se sostiene diciendo que lo hizo de manera independiente, sin jefes, sin partidos políticos y sin compromisos. Otra gran mentira, porque él solo no tenía con qué financiar la campaña. Entre los apoyos que tuvo están el partido Liberal con César Gaviria, el partido de la U con un gran apoyo orientado por el expresidente Santos, Cambio Radical, a través de David Luna su jefe en el Ministerio de las TIC y por lo que ahora el exvicepresidente Vargas Lleras comienza a cobrar por ventanilla, en Antioquia con el liberalismo de Luis Pérez, Gabriel Jaime Rico y por supuesto, el impulso de Gustavo Petro y la Colombia Humana.
  • Durante la campaña, Daniel Quintero apeló a la estrategia de la victimización política y para ello denunció ataques, amenazas contra su vida, el movimiento y su familia. Todavía hoy dice que lo iban a matar. Pero al respecto, no hay nadie que certifique esas denuncias públicas que no fueron llevadas a las autoridades y de las que nadie da fe que hayan ocurrido.
  • Cuando estaba en campaña Quintero dijo que contrataría importantes compañías de Caza Talentos para buscar el gerente de EPM más idóneo, pero terminó nombrando a dedo a Álvaro Guillermo Rendón.
  • Cuando estaba en campaña dijo que su administración estaría en manos de los ciudadanos antioqueños de las más altas calidades técnicas y profesionales; pero hoy en día desfilan en esos despachos, bogotanos, pastusos, cartageneros y de otros territorios que no conocen la ciudad, que aparecieron de pago a apoyos políticos y entre los que hay, inclusive, ex funcionarios de la administración de Gustavo Petro en Bogotá.
  • En la rueda de prensa cuando anunciaron la demanda por 9,9 millones hablaron de vincular al equipo de conciliación a Víctor Bernal Pulido exmagistrado de la Corte y la firma Baker & Mackenzie pero en la sesión del concejo del 4 de septiembre se reveló que no están vinculados.
  • Cuando había dicho que nunca utilizaría el Esmad en contra de los estudiantes, se ganó las criticas de los manifestantes quienes lo acusaron de traidor a sus promesas al apostar el Esmad en las puertas de las universidades.
  • Cuando propuso al Concejo de Medellín que se ampliara el objeto social de EPM, dijo que ya estaba en conocimiento de la Junta y sindicatos y que se había debatido al respecto ampliamente. Luego los concejales mismos se dieron cuenta que les había mentido. Quintero buscaba poderes especiales para hacer ese cambio de objeto social a dedo.
  • En medio de la controversia de EPM en medio de la crisis generada recientemente, dijo el alcalde que EPM antes de su llegada estaba camino hacia la quiebra. El mismo gerente de EPM terminó desmintiéndolo en un artículo en el periódico El Tiempo cuando por responder a Maria Isabel Rueda, terminó explicando sobre la buena salud financiera que tuvo y sigue teniendo la empresa desde pasadas administraciones.
  • Cuando realizó el empalme el alcalde no solo elogió a Federico Gutiérrez, sino que le pidió que fuera su asesor en esta alcaldía mientras lo felicitaba por los buenos resultados de su administración. Ahora el alcalde Quintero destroza a Gutiérrez criticando su administración y a EPM, cuando en el empalme solo eran elogios.
  • Cuando comenzaron los problemas con EPM y se preguntó desde el Concejo por la existencia de la famosa matriz de riesgos, el alcalde Quintero se comprometió a entregarla al día siguiente, pero hasta el día de hoy, la misma no ha sido presentada a los corporados.
  • Luego de la renuncia de la Junta Directiva de EPM, que sea dicho de paso, ya había sido nombrada por el alcalde, en ella había incluido a un de sus amigos y defensores, Oswaldo Gómez, gerente de la Cooperativa Confiar, salió en los medios contando que el alcalde Quintero lo había engañado y lo había traicionado. Entre otras cosas, Gómez fue financiador de la campaña tras aprobarle un crédito de la cooperativa con cargo a la reposición de votos.
  • Con la crisis generada por la violación al Gobierno Corporativo de EPM, el alcalde dijo que la situación no impactaría al mercado de valores donde tiene bonos de EPM ni en las calificadoras de riesgo. Al día siguiente Fitch y Moody´s bajaron la calificación y la valoración de los bonos se fue al piso. Esto sin contar que ya el crédito gestionado por el Banco Interamericano de Desarrollo con la banca privada, cesó sus desembolsos.
  • Cuando la Junta directiva renunció, el alcalde salió a decir que ya tenía conformada la nueva junta y comenzó a dar nombres diciendo que en la tarde se conocerían todos los integrantes. Pues no solo no se conocieron todos los nombres sino que los que había dado a conocer, no pertenecen a la nueva junta y tardó más de dos semanas en conformarla.
  • Cuando la situación de EPM se estaba poniendo compleja, el alcalde salió a decir que a Medellín ya llegaba el fútbol nuevamente. De ese anuncio ya casi se cumple un mes y no hay fútbol en la ciudad.
  • En su campaña siempre dijo que haría de su gobierno, una administración de puertas abiertas de cara a la ciudad y al debate pero no le gustan los debates en el consejo, no le gustan las juntas directivas como lo denuncia el concejal Daniel Duque.

La lista es mucho más larga e iremos documentando y revelando en otras entregas, más mentiras del alcalde de la ciudad. Si usted amigo lector, tiene alguna, le pedimos que nos la ayude a recordar en nuestras redes sociales para incluirlas en el siguiente listado.

(ESPECIAL) ¿Por qué miente Daniel Quintero? -primera parte- explicaciones varias

 

Comparte este contenido: