Ifm  Noticias

“Dirty Dancing” tendrá segunda parte

ENTRETENIMIENTO. Han pasado 33 años desde que Dirty Dancing revolucionara el cine de musicales. La película, una historia de baile, amor, aventuras e inocencia, fue un boom para el público del momento, que quedó prendado de la enamoradiza historia de Johnny Castle (Patrick Swayze) y “Baby” Houseman (Jennifer Grey) . Ahora, más de tres décadas después, se anuncia una secuela del mítico filme, donde Grey volverá a ser la protagonista .

Todavía no han trascendido muchos detalles, pero todo apunta a que la cinta versará sobre la vida de Baby tras conocer a Johnny . Otro de los detalles que se han ido sabiendo es que Jennifer Grey, además de participar como protagonista, también ejercerá como productora ejecutiva. La noticia ha sido confirmada por John Feltheimer, director ejecutivo de la productora Lionsgate, encargada de la realización de la película .

El que no aparecerá en la película, por razones obvias, será Patrick Swayze, quien falleció a causa de un cáncer en 2009. El resto de reparto todavía no se conoce, como tampoco la fecha del inicio del rodaje ni las previsiones para su lanzamiento en cines. Todo queda en incertidumbre, más aún teniendo en cuenta la paralización total que ha supuesto la pandemia del coronavirus en todos los sectores, especialmente en el del cine. Lo que sí se ha conocido es el director de la película, que será Jonathan Levine.

Grey se operó la nariz hace unos años y ello supuso, paradójicamente, que la dejaran de contratar durante algún tiempo. La gente reconocía a la Baby con su nariz imperfecta. La chica de facciones regulares de después de la operación estética no parecía tener el mismo “sex appeal” para los espectadores de los cines. Después de unos años, Grey, quien también participó en el filme Ferris Bueller’s Day Off, vuelve a ser “Baby”, aunque esta vez convertida ya en mujer.

Antes, hubo un intento de relanzar la mítica película con una secuela, Dirty Dancing: Havana Nights, estrenada en 2004 y que contó con la participación de Swayze. Pero no terminó de funcionar y se vio como una segunda parte sin sentido, barata y forzada por parte de la crítica cinematográfica del momento. Ahora, todos los esfuerzos irán en la dirección de conseguir una secuela digna de lo que fue la primera película; es decir, todo un éxito taquillero y la entrada para siempre en el olimpo de la cultura pop.

Comparte este contenido: